Publicidad

Jerusalén, 13 feb (EFE).- La ofensiva del Ejército israelí en la Franja de Gaza causó al menos 133 muertos y 162 heridos en las últimas 24 horas, lo que aumenta el número de víctimas a 28.473 muertos y 68.146 heridos desde que comenzó la guerra entre el grupo islamista Hamás e Israel, el 7 de octubre.

“La ocupación israelí cometió 16 masacres contra familias en la Franja de Gaza, lo que provocó 133 muertos y 162 heridos durante las últimas 24 horas”, indicó el Ministerio de Sanidad de Gaza, controlado por Hamás, al asegurar que muchas de las víctimas “siguen bajo los escombros y en carreteras”, donde el Ejército israelí impide el acceso a las ambulancias y rescatistas.

Los bombardeos israelíes azotaron el centro del enclave palestino, y cerca de Deir al Balah dejaron un muerto y varios heridos, según la agencia oficial de noticias palestina, Wafa.

Rafah (---), 13/02/2024.- Members of the Spanish branch of Médecins Sans Frontières provide health care and vaccinations to displaced people in the Rafah camp in the southern Gaza Strip, 13 February 2024. Since 07 October 2023, up to 1.9 million people, or more than 85 percent of the population, have been displaced throughout the Gaza Strip, some more than once, according to the United Nations Relief and Works Agency for Palestine Refugees in the Near East (UNRWA), which added that most civilians in Gaza are in 'desperate need of humanitarian assistance and protection'. EFE/EPA/HAITHAM IMAD

Pero Israel ha concentrado su ofensiva militar en el sur de la Franja, sobre todo en Jan Yunis, y prepara una incursión terrestre en Rafah, una ciudad fronteriza con Egipto en la que se concentra la mayoría de los cerca de dos millones de desplazados (casi el total de la población gazatí) que ha dejado la guerra, en medio de una crisis humanitaria sin precedentes.

Un convoy de camiones que transportan suministros de ayuda humanitaria para Gaza espera en la carretera principal del desierto de Ismailia, a unos 300 km al este de la frontera egipcia con Gaza, en su camino hacia el cruce de Rafah, este martes.- EFE/Khaled Elfiqi

“La mayoría de la población de Rafah ya ha huido de otras zonas de Gaza después de que las autoridades israelíes les ordenaran ‘evacuar’. Los civiles no tienen a dónde ir para escapar del bombardeo y se enfrentan al riesgo real e inminente de genocidio”, denunció la organización Amnistía Internacional, con sede en Londres.

Por su parte, la organización Human Rights Watch, con sede en Nueva York, estimó recientemente que “obligar a más de un millón de palestinos desplazados en Rafah a evacuar nuevamente sin un lugar seguro a dónde ir sería ilegal y tendría consecuencias catastróficas”.

La guerra estalló el 7 de octubre tras un ataque de Hamás en Israel que dejó poco menos de 1.200 muertos y unos 250 secuestrados.

Desde entonces, y pese a una creciente oposición internacional, las fuerzas israelíes han contraatacado por aire, tierra y mar la devastada Franja de Gaza, donde además de haber al menos 28.473 muertos -la mayoría niños y mujeres-, los supervivientes enfrentan el desplazamiento, el colapso de los hospitales, el brote de epidemias y la persistente escasez de agua potable, alimentos, medicinas y electricidad.

Publicidad