Publicidad

Caracas, 26 mar (EFE).- El Gobierno de Venezuela tachó de “injerencista” el comunicado emitido este martes por Brasil en el que expresó su “preocupación” por el desarrollo del proceso electoral en el país caribeño y los “impedimentos” para la inscripción de la candidatura del principal bloque antichavista, lo que, a juicio de Caracas, parece “dictado” por EE.UU.

El Ministerio de Exteriores venezolano “repudia el gris e injerencista comunicado redactado por funcionarios de la Cancillería brasileña que pareciera haber sido dictado desde el Departamento de Estado de los Estados Unidos, donde se emiten comentarios cargados de profundo desconocimiento e ignorancia sobre la realidad política en Venezuela”, de acuerdo con el pronunciamiento.

El Gobierno de Nicolás Maduro, según su comunicado, tiene “la moral para exigir el más estricto respeto al principio de no injerencia en asuntos internos”, debido a que “ha mantenido una conducta fiel a los principios que rigen la diplomacia y las relaciones de amistad con Brasil”, y no “emite ni emitirá juicios de valor sobre los procesos políticos y judiciales” de ese país.

Por otra parte, al Ejecutivo chavista le “llama la atención que la Cancillería brasileña no se muestre preocupada por los intentos de magnicidios y desestabilización que han sido desmantelados en las últimas semanas, incluida la intentona del día de ayer (lunes), cuando un extremista de la organización Vente Venezuela (liderada por la opositora María Corina Machado) fue detenido con armas dispuesto a atentar contra la vida del presidente”.

Vente Venezuela ya rechazó “categóricamente” este lunes esa “infundada acusación”, que el partido considera una “nueva arremetida emprendida por el régimen para justificar más persecución y detenciones” contra los que han “asumido el derecho de exigir los cambios democráticos que hoy piden los ciudadanos mayoritariamente para el país”.

En su pronunciamiento, Brasil dijo que las trabas que la Plataforma Unitaria Democrática (PUD) -principal alianza antichavista- denunció haber enfrentado para inscribir la candidatura de Corina Yoris -elegida al no poder competir Machado por estar inhabilitada- “no es compatible con los acuerdos de Barbados”, suscritos en octubre entre el Gobierno de Maduro y esta coalición opositora de cara a estos comicios.

Con su declaración, Brasil se une a las críticas emitidas en los últimos días al proceso electoral venezolano por parte de diversos países de la región, a los que hoy se ha unido también Colombia, aliado de Maduro, al igual que el gigante suramericano.

Pero Venezuela, según aseguró el Gobierno en su comunicado, celebrará las elecciones presidenciales del próximo 28 de julio “sin intervención ni tutela de ninguna fuerza extranjera”.

Publicidad