Publicidad

Los Ángeles (EE.UU.), 13 mar (EFE).- ‘Jose Calderson’ en vez de José Calderón es uno de los nombres mal escritos en la estatua de bronce que Los Ángeles Lakers dedicaron a su leyenda Kobe Bryant en frente de la Crypto.com Arena, estrenada hace más de un mes en la ciudad angelina.

Unas fotos de la estatua de Bryant, cinco veces campeón de la NBA en sus veinte años vividos en los Lakers, con varios nombres escritos de forma equivocada en su base han provocado mucho revuelo en el entorno angelino en los últimos días.

‘Jose Calderson’ en vez de ‘Calderón’, ‘Vom’ en vez de ‘Von Hafer’, así como ‘Coach’s decicion’ en vez de ‘Coach’s decision’ figuran entre los errores a corregir en la estatua, alta, de casi seis metros y de 1.800 kilos de peso, según se nota en unas fotos publicadas por los medios estadounidenses.

La estatua, realizada por Julie Rotblatt-Amrany, representa a Bryant en su extraordinario partido de 2006 contra los Toronto Raptors, cuando anotó 81 puntos frente a unos canadienses en el que, entre otros, también estaba Calderón.

Dicho registro anotador sigue siendo el segundo mejor en la historia de la NBA, después de los 100 puntos firmados por Wilt Chamberlain en 1962.

Vanessa Bryant, viuda de Kobe, informó de que en el futuro habrá en el estadio de los Lakers otras dos estatuas en homenaje al exjugador: una junto a su fallecida hija Gigi y una tercera con el dorsal 24.

La estatua fue estrenada el pasado 8 de febrero en un evento al que acudieron varias leyendas de los Lakers como el español Pau Gasol, Kareem Abdul-Jabbar o Magic Johnson, así como Derek Fisher, Metta World Peace o el técnico Phil Jackson.

Bryant falleció en enero de 2020 en un accidente de helicóptero el que perdieron la vida otras ocho personas, incluida su hija Gigi.

Cuarto máximo anotador histórico de la NBA (33.643 puntos) y un mito para unos Lakers que no olvidan su feroz espíritu competitivo, Bryant también triunfó fuera de las canchas como, por ejemplo, con el Óscar al mejor cortometraje de animación que ganó por “Dear Basketball” (2017).

Publicidad