Publicidad

Toronto (Canadá), 20 mar (EFE).- El Gobierno canadiense teme que Israel hará más difícil que los palestinos que han solicitado refugio a Canadá puedan abandonar la Franja de Gaza después de que el Parlamento canadiense aprobara una moción que solicita un alto el fuego inmediato y el cese de las ventas de armas al país.

El ministro de Inmigración de Canadá, Marc Miller, declaró este miércoles que la moción no vinculante, que fue aprobada el martes con los votos del gobernante Partido Liberal, los del socialdemócrata Nuevo Partido Democrático (NPD) y del Bloque Quebequés, “no ayuda” a la salida de los palestinos.

“Cualquier acción que es vista como desfavorable (por el Gobierno israelí) puede afectar su toma de decisiones al más alto nivel político”, explicó.

El ministro añadió que las acciones del Ejecutivo canadiense tienen “consecuencias” y que la moción “no es necesariamente algo bueno” para el programa de refugio de palestinos en la Franja de Gaza.

En diciembre de 2023, Canadá anunció que ofrecería refugio a 1.000 palestinos en la Franja de Gaza ante la crisis humanitaria causada por la invasión israelí del enclave mediterráneo.

Pero a pesar del reducido número de palestinos que pueden solicitar refugio (en comparación Canadá ya ha aceptado un millón de ucranianos que huyen de la invasión rusa), todavía ningún gazatí ha podido llegar al país norteamericano.

Miller calificó este miércoles el programa de refugio para palestinos como “fracaso” y el Gobierno ha achacado la situación a las autoridades israelíes, que de hecho controlan las personas que pueden abandonar la Franja.

Publicidad