Publicidad

Pekín, 4 feb (EFE).- Las autoridades meteorológicas chinas renovaron este domingo la alerta naranja por tormentas de nieve en las regiones de Henan, Anhui, Jiangsu y Shandong, en el centro y este del gigante asiático, que se suman a las ya afectadas por el frío extremo.

Se espera una acumulación de nieve de 2 a 5 centímetros durante el fin de semana hasta este lunes, lo que coincide con el periodo de mayor movimiento de personas previo al comienzo del Año Nuevo lunar, también conocido como el Festival de Primavera.

Las fuertes nevadas y las bajas temperaturas han provocado el cierre de carreteras, accidentes de tráfico y la suspensión de trenes en algunas zonas.

Las autoridades han movilizado maquinaria quitanieves y personal para garantizar la seguridad vial y han pedido a la población que tome precauciones y evite viajar durante estos días.

El Centro Meteorológico de China también activó este viernes el nivel II de respuesta de emergencia por fuertes nevadas en la provincia de Gansu, el segundo más alto en el sistema de cuatro niveles del país asiático.

Además, se ha emitido la primera alerta naranja por congelación desde que se empezó a usar el sistema de avisos por cuatro colores en 2010, siendo el rojo el más elevado, en áreas de las provincias Henan, Hubei, Anhui, Jiangsu, Hunan, Guizhou y Chongqing.

Las celebraciones del Año Nuevo lunar serán masivas en 2024, con un récord de 9.000 millones de desplazamientos previstos, por lo que las autoridades han hecho un llamado a la población para que extreme las precauciones ante las condiciones climáticas adversas.

Publicidad