Lima, 5 may (EFE).- El congresista electo Jorge Montoya, uno de los candidatos al Parlamento más votados en los comicios peruanos del pasado 11 de abril, anunció que propondrá una ley para que se prohíba que los “partidos comunistas” puedan participar en las elecciones de su país.

“No se volverá a repetir lo que lamentablemente estamos viviendo. Promoveré una ley para que los partidos comunistas no puedan participar en las contiendas electorales”, señaló Montoya en la red social Twitter.

Montoya, un almirante retirado que representa al partido ultraderechista Renovación Popular, hizo este anuncio en plena campaña para la segunda vuelta presidencial en su país, que disputarán el próximo 6 de junio el candidato ultraizquierdista Pedro Castillo y la derechista autoritaria Keiko Fujimori.

Afirmó que en Perú se vive “en democracia” y que los partidos comunistas “no creen en ella, solo se escabullen para intentar llegar al poder”.

CONTRA LA IDEOLOGÍA

Montoya declaró este martes al diario El Comercio que su iniciativa no está dirigida a “ningún partido en especial”, pero sí se enfoca en “cualquiera que enarbole la ideología comunista”.

“Esa ideología no cree en la democracia. Sería ilógico pensar que una democracia pueda aceptar a alguien que no cree en ella y la destruya por dentro”, sostuvo.

El legislador electo aseguró que su proyecto “será bien trabajado, con un desarrollo jurídico adecuado” y se referirá solo a “la filosofía comunista, que impone un sistema totalitario” y no “a partidos de izquierda ni socialistas”.

RECHAZO DE OTROS CONGRESISTAS ELECTOS

Tras conocerse esta propuesta, diversos parlamentarios electos manifestaron su rechazo, la consideraron “antidemocrática” y adelantaron que sería rechazada por el próximo Congreso, que comenzará sus funciones este 28 de julio.

“Hay que tener cuidado en prohibir. La democracia tiene que ser tolerante con la libertad de pensamiento”, declaró a El Comercio la representante del partido Acción Popular María del Carmen Alva.

La legisladora electa por el partido Alianza para el Progreso Gladyz Echaíz añadió que se trata una propuesta “discutible” y que no cree “que vaya a prosperar en el Congreso”, mientras que Carlos Anderson, del partido Podemos Perú, afirmó que el proyecto le parece “profundamente antidemocrático”.

Isabel Cortéz, de la coalición izquierdista Juntos por el Perú, dijo que su agrupación tiene “muy claro” que no se puede “permitir el pensamiento de persecución, como el que impulsaban Hitler, Mussolini, Pinochet y Fujimori en sus respectivos países”.

PROPUESTA INCONSTITUCIONAL

A su turno, el especialista en derecho electoral y constitucional José Naupari afirmó que la propuesta de Montoya “no tiene ningún asidero” jurídico y que sería “desproporcionada e inconstitucional”, mientras que la constitucionalista Elena Alvites dijo que “es una propuesta que está al margen de la Constitución”.

“Las ideas se contraponen con ideas, no prohibiéndolas. Desde el punto de vista histórico, sería un retroceso”, remarcó, a su vez que el experto en temas electorales Jorge Jáuregui consideró que esta propuesta es “preocupante” y tiene “carácter antidemocrático”.

Tras sostener que esto “podría dar pie a que un juez electoral tenga discrecionalidad para calificar la ideología de una persona” comentó que “resulta peligroso y… que habría que hacer un llamado a la cordura”.

EFE