Miami, 30 oct (EFE).- Unas 250 personas se manifestaron este sábado frente a la sede de la Archidiócesis de Miami en protesta por el trato dado en el Vaticano a un grupo de exiliados cubanos, unos hechos que motivaron que tres congresistas estadounidenses expresaran su decepción por la postura del papa Francisco frente a la lucha del pueblo cubano por su libertad.

Publicidad