Publicidad

Lima, 14 mar (EFE).- Cuatro ministros de la presidenta peruana, Dina Boluarte, serán interpelados a partir de este jueves en el pleno del Congreso por presuntas irregularidades, a pesar del llamado de atención de la mandataria a los congresistas para mantener un trabajo “esforzado y coherente”.

Este jueves serán interpelados los ministros del Interior y de Cultura, Víctor Torres y Leslie Urteaga, respectivamente, mientras que el 25 lo serán el ministro de Transportes y Comunicaciones, Raúl Pérez, y de Energía y Minas, Rómulo Mucho.

La interpelación a Mucho responde a una denuncia periodística sobre la participación del ministro como accionista en la empresa Pevoex Contratistas, que brinda servicios a Southern Perú, una compañía de capital mexicano que busca la autorización para el desarrollo de su proyecto Tía María, suspendido hace varios años por la oposición de la población vecina al yacimiento.

Por su parte, el ministro del Interior deberá informar este jueves sobre las acciones que ha ordenado para luchar contra la inseguridad ciudadana y los resultados de los estados de emergencia que se han dictado en diferentes localidades del país para enfrentar esta situación.

El pleno también aprobó interpelar a la ministra de Cultura, Leslie Urteaga, para que explique la decisión de entregar a una empresa privada la venta virtual de entradas al sitio arqueológico de Machu Picchu, que en enero pasado generó las protestas de pobladores y operadores turísticos de la región sureña del Cuzco.

El Congreso aprobó, igualmente, una petición para interpelar el próximo 25 de marzo al ministro de Transportes y Comunicaciones, Raúl Pérez Reyes, “respecto a los cuestionamientos sobre su ineficiencia, así como su capacidad para dirigir tan importante cartera ministerial”.

La presidenta Boluarte defendió la labor que realiza su ministro del Interior, Víctor Torres, ante la decisión del Congreso de interpelarlo por “los cuestionamientos a su despeño en dicho cargo y su falta de liderazgo en la lucha contra la inseguridad ciudadana”.

“El ministro del Interior está haciendo todo su esfuerzo, y quizá no sea un pico de oro, pero nosotros necesitamos no que hablen bonito, sino que trabajen bien y creo que el ministro lo está haciendo bien”, declaró la gobernante a periodistas.

En ese sentido, pidió a los legisladores que permitan que continúe el “trabajo esforzado y coherente” que, según dijo, realizan todas las autoridades en el contexto de las celebraciones del bicentenario de la batalla de Ayacucho, que puso fin a la independencia de Perú y se celebra este año.

“Solo llamo a la reflexión a los congresistas, de que debemos seguir trabajando en ese trabajo esforzado que todos debemos poner”, sostuvo tras reiterar que su Gobierno respeta “la autonomía e institucionalidad” del Congreso.

Durante sus presentaciones, los ministros deberán responder a un pliego de preguntas ya establecido, tras lo cual se realizará un debate en el que los legisladores determinarán si se dan por satisfechos o plantean una eventual censura en el cargo que, de aprobarse en una siguiente sesión, obligará a dimitir al señalado con esta medida.

Publicidad