Washington, 5 nov (EFE).- La Tumba al Soldado Desconocido en el cementerio militar de Arlington (EE.UU.) abrirá la próxima semana al público por primera vez en 73 años, coincidiendo con el centenario del monumento.

Así lo anunció este viernes el portavoz del Departamento de Defensa de EE.UU., John Kirby, en una rueda de prensa, donde precisó que la tumba será accesible al público el martes y el miércoles.

“El público estadounidense podrá seguir los mismos pasos que los guardianes de la tumba y poner flores al soldado desconocido”, dijo Kirby.

El jueves se celebrará un desfile para conmemorar el centenario del monumento sobre el que sobrevolarán 17 aviones militares.

La Tumba al Soldado desconocido fue creada en 1921 después de que el sargento estadounidense Edward Younger eligiera un ataúd con los restos de un militar de EE.UU. no identificado, fallecido durante la I Guerra Mundial, para colocarlo en un sarcófago de mármol en Arlington, en las afueras de Washington DC.

El mausoleo representara a todos los uniformados del país no identificados que han fallecido en las guerras en las que ha estado implicado EE.UU. Monumentos similares existen en unos 60 países del mundo.

Desde 1948, siempre han estado apostada en la Tumba al Soldado Desconocido de Arlington una guardia castrense encargada de evitar que los visitantes se acerquen a la tumba, después de que estuviera abierta al público durante décadas.

El diario The New York Times recordó este viernes que el tiempo que el acceso fue libre la gente no siempre se comportó con decoro, ya que a veces había personas que hacían pícnic alrededor de la tumba, que en alguna ocasión sirvió como mesa improvisada para la comida, e incluso fue escenario de algún que otro escarceo amoroso de enamorados.

Publicidad