Publicidad

São Paulo, 21 mar (EFE).- El Ayuntamiento de São Paulo, la mayor ciudad de Suramérica, anunció este jueves que demandará a la empresa eléctrica italiana Enel por los frecuentes cortes de luz que ha sufrido la urbe brasileña en los últimos meses.

El alcalde, Ricardo Nunes, dijo que presentará la demanda junto con el Gobierno federal ante la Agencia Nacional de Energía Eléctrica (Aneel) y el Tribunal de Cuentas de la Unión, después de que un apagón a inicios de esta semana dejara sin luz a 35.000 personas y a un hospital en el centro de la ciudad.

“El Ayuntamiento está indignado con la falta de respeto de Enel con la población de São Paulo”, afirmó en redes sociales Nunes, quien ya había presentado recientemente otras dos acciones judiciales contra la operadora.

Aunque es el Gobierno federal y no el Ayuntamiento quien tiene un contrato con Enel, Nunes dijo que continuará reclamando de forma “enfática” que la empresa sea castigada.

El Ministerio de Energía, por su parte, pidió el martes a la Aneel una investigación “rígida” de los hechos y un castigo “riguroso” para Enel, que achacó el corte de luz a un fallo en la red subterránea.

El nuevo enfrentamiento entre las autoridades y la empresa llega unos meses después de que un apagón masivo dejara sin luz a más de dos millones de viviendas, algunas de ellas por más de dos días.

Ese episodio a inicios de noviembre fue causado por una fuerte tormenta que provocó la caída de árboles sobre los cables, pero clientes y autoridades se quejaron de la lentitud en el restablecimiento del servicio.

Enel suministra energía a 15 millones de clientes en los estados de São Paulo, Río de Janeiro y Ceará, además de contar con plantas solares y eólicas en el país.

Publicidad