Publicidad

Río de Janeiro, 20 mar (EFE).- El Banco Central de Brasil redujo este miércoles en 0,5 puntos porcentuales la tasa básica de interés, que ahora se ubica en el 10,75 % anual, el menor nivel desde febrero de 2022, informó el órgano emisor.

La reducción del costo del dinero -que fue anunciada por el Banco desde enero pasado- es la sexta que se da de forma continua desde agosto de 2023, luego de que los tipos se mantuvieran en el 13,75 % anual durante un año.

Según el emisor, la decisión de reducir nuevamente los intereses se basó en el control de la inflación, que se ubica actualmente en el 4,5 % interanual y está dentro de la meta establecida para este año.

El Banco Central fijó para 2024 una meta de inflación de 3,0 %, con un margen de tolerancia de 1,5 puntos en ambas direcciones, lo que permite que el índice llegue a un máximo de 4,5 %.

El emisor venía elevando los tipos de interés hasta el año pasado para controlar la subida de los precios, pero, con la inflación bajo control, los ha reducido en los últimos meses a un ritmo de 0,5 puntos porcentuales tras cada reunión.

Los cortes, sin embargo, han sido moderados, contrariando los pedidos realizados por el presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, que presiona por una reducción más drástica desde que inició su Gobierno en enero de 2023.

Lula afirma que un recorte más fuerte de los tipos garantizaría un mayor crecimiento de la economía, que en 2023 fue del 2,9 %, un nivel mayor al esperado por Brasil, pero que se ubicó por debajo del de 2022 (3 %).

La previsión de los expertos es que la economía brasileña siga desacelerándose hasta el 1,8 % en 2024.

El emisor afirmó que la situación actual, en el que la reducción de la inflación “tiende a ser más lenta” y con un escenario global desafiante, “exige serenidad y moderación” en la conducción de la política monetaria.

En este sentido, el Banco dijo que si se confirma el escenario esperado “habrá una reducción de la misma magnitud (0,5 puntos) en la próxima reunión”.

Aunque la inflación interanual en Brasil sigue a la baja desde septiembre pasado, los precios subieron en febrero frente a enero, impactados por los ajustes en las matrículas y el costo de los alimentos.

La previsión del Banco Central es que la inflación se sitúe en 3,5 % este año y en 3,2 % en 2025, lo que confirmaría una tendencia hacia un menor crecimiento de los precios.

Los economistas del mercado proyectan que la inflación será del 3,79 % este año y de 3,52 % en 2025.

Publicidad