Publicidad

Ocozocoautla (México), 25 mar (EFE).- Un enfrentamiento armado entre dos carteles del narcotráfico durante la madrugada de este lunes en el sureño estado mexicano de Chiapas, sureste de México, dejó dos personas muertas, una lesionada, y varios vehículos incendiados, informó la Fiscalía General del estado (FGE).

Fotografía de un vehículo de carga calcinado tras los enfrentamientos entre supuestos grupos armados este lunes en el municipio de Berriozabal, Chiapas (México). EFE/Carlos López

En un comunicado la FGE anunció que tras la violencia generada inició una carpeta de investigación. Después de recibir el reporte de los hechos, elementos del grupo interinstitucional e interdisciplinario arribaron a la zona en conflicto para tomar el control en la zona del enfrentamiento, ocurrido sobre la carretera de Tuxtla Gutiérrez a Ocozocoautla.

Fotografía de un vehículo de carga calcinado tras los enfrentamientos entre supuestos grupos armados este lunes en el municipio de Berriozabal, Chiapas (México). EFE/Carlos López

Tras los hechos, Gabriela Zepeda, secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana, informó sobre el despliego de un operativo por tierra y aire, comandado por la Guardia Nacional y elementos del Ejército Mexicano, Policía Estatal y peritos de la Fiscalía General del Estado.

Transportistas y vecinos cercanos al lugar de los hechos, reportaron a eso de las 4:00 hora local (10:00 GMT) de la madrugada de este lunes fuertes detonaciones de arma de fuego que duraron más de 20 minutos y observaron fuego sobre la vía de comunicación.

Minutos más tarde se supo de varios vehículos incendiados -principalmente camionetas, mientras que la circulación se paralizó sobre esta vía de comunicación, donde se ve aún un centenar de tráilers y carros varados aún costado de la vía federal.

En redes sociales se dio cuenta del hecho delictivo en imágenes donde se aprecian los carros incendiados y los cuerpos tirados sobre el pavimento, así como un vehículo de una línea del transporte público con impactos de bala.

Hasta el momento se reportan cerradas a la circulación la salida de Tuxtla Gutiérrez con dirección al municipio de Ocozocoautla, así como el tramo carretero Berriozábal – Ocozocoautla.

Los hechos ocurren en medio de la ola de violencia en Chiapas, donde han crecido las disputas de los cárteles del narcotráfico para controlar la frontera de México con Centroamérica, lo que ha resultado en homicidios, desapariciones y desplazamiento forzado de comunidades, en particular de indígenas.

Más de 100.000 niños y adolescentes resultaron afectados en 2023 en el estado por las disputas de los grupos criminales, según un informe de la Red por los Derechos de la Infancias en México (Redim) y la Red por los Derechos de las Infancias y Adolescencias en Chiapas (Redias).

Publicidad