Publicidad

Madrid, 30 mar (EFE).- Íñigo Pérez, entrenador del Rayo Vallecano, declaró este sábado que se encuentra centrado en preparar la visita a Balaídos, dónde deben ser “valientes y agresivos” ante el Celta de Vigo, y aseguró que, pese a la cercanía con el descenso y la cantidad de equipos metidos en la pelea por la salvación, no gasta “un segundo en ver el calendario, los resultados y hacer sumas o restas”.

El Rayo Vallecano afronta su visita a Balaídos consciente de la necesidad de ganar ante un rival directo por la salvación al que aventaja en dos puntos.

“Tenemos que asumir que a estas alturas de la temporada todo el mundo tiene los objetivos muy definidos. Sabemos que es un esprint final. La presión es la misma que en la jornada uno, pero cuando se dan resultados que no deseas parece que te entra una angustia desmedida y creo que hay que saber manejar esa situación con la mayor normalidad posible. Eso sólo sé hacerlo mirándote a ti mismo, entrenar como están entrenando y conseguir una victoria en Vigo, sumar los tres puntos y no estar tan pendientes de la clasificación”, dijo Iñigo Pérez, en conferencia de prensa.

“Tenemos que ser conscientes del partido que es porque son momentos muy decisivos de la temporada. Jugamos en un campo que estará repleto, contra un equipo que viene de ganar contra el Sevilla, fuera de casa, remontando y con el estímulo de un entrenador nuevo y jugando muy bien al fútbol. Eso, lejos de amedrentarnos tiene que ser un estímulo siendo conscientes del contexto y hacer las cosas que estamos haciendo bien y corregir lo que nos haya penalizado”, confesó.

“En Balaídos debemos ser valientes, agresivos y no dejarles estar cómodos con balón porque si se estructuran lo hacen muy bien y debemos intentar imponernos”, señaló.

La victoria del Cádiz frente al Granada, en el partido que abre la presente jornada, deja al Rayo a solo cuatro puntos del descenso, algo que no preocupa al técnico navarro.

“No miro más allá de este entrenamiento que tenemos hoy, en el que pongo toda la energía de la que dispongo para prepararlo y ayudar a los jugadores para mañana. Entiendo lo que me dices y puede parecer una falta de profesionalidad (no mirar la clasificación) pero es que no creo mucho en eso porque se dan resultados con los que nadie contaba”, manifestó.

“Puedes coger un folio en blanco, hacer cuentas, pero de repente se te cae un resultado que no querías que se diera y te crea ansiedad porque no te salen las cuentas. No creo en eso, así que no gasto un solo segundo en ver calendarios, resultados, hacer sumas o restas, sino en cómo mejorar el equipo, transformar jugadores y crecer como Rayo Vallecano”, apuntó.

“Cuando tienes un problema y un período de complejidad como este para mí una de las claves es reducir todo a lo simple. En qué me puedo centrar hoy, en entrenar bien y no me puedo centrar en otras cosas. Como jugador me ha ido bien así y debemos dar pasos acertados y cogiendo confianza en cuestiones que puedes controlar. El resto, si intentas abarcar demasiado, se te puede escapar de las manos y te genera ansiedad”, dijo.

La baja por sanción de Raúl de Tomás abrirá la puerta de la titularidad a Sergio Camello, autor de un gol en el último partido contra el Betis.

“El otro día Sergio entró, lo hizo muy bien y marcó gol. Estoy muy contento con Camello, que es un jugador que me encanta. Ya dije que el año pasado no notó el cambio de categoría. Todavía no he pensado en la semana que viene en la que Raúl de Tomás vendrá de sanción y no he pensado si jugará uno u otro. Las circunstancias son las que mandan, Camello entró y aprovechó su oportunidad, Raúl aprovechó las suyas, Falcao cuando ha entrado ha estado genial y se trata de poner en dificultades al entrenador. Estoy encantado con los tres delanteros y dependerá de ellos tener más minutos o no”, concluyó.

Publicidad