Publicidad

Lima, 7 nov (EFE).- La Justicia de Perú reprogramó para enero próximo las declaraciones de Marcelo Odebrecht, Jorge Barata y otros exdirectivos de la empresa Odebrecht en el juicio contra el expresidente Ollanta Humala (2011-2016), informó este lunes el Ministerio Público.

El organismo judicial señaló en Twitter que esta reprogramación se decidió mediante una resolución del Poder Judicial a pedido del equipo especial que investiga el caso Lava Jato en Perú, que, a su vez, recibió una solicitud de “la empresa colaboradora Odebrecht”.

El Poder Judicial precisó, también en Twitter, que se ha reprogramado las declaraciones de nueve exejecutivos de Odebrecht y que el 16 de enero deberá presentarse Marcelo Odebrecht, al día siguiente Jorge Barata, y el 23 de enero Valdemir Pereira y Antonio Mameri.

Además, el 24 de enero serán interrogado Fernando Miglaccio e Hilberto Alves, y un día después Joao Cerqueira De Santana, Mónica Regina Cunha y Valfredo De Assis Ribeiro.

La Fiscalía de Perú anunció la semana pasada que espera retomar la cooperación jurídica con la Procuraduría General del Brasil después de que este organismo decidiese su suspensión temporal, en respuesta a una demanda de Novonor, antigua Odebrecht, que denunció la violación por parte de las autoridades peruanas de ese acuerdo.

El Ministerio Público Federal de Brasil determinó la suspensión del acuerdo, según un documento al que tuvo acceso EFE, hasta que sean presentados nuevos esclarecimientos por parte de las autoridades peruanas ante la “gravedad y verosimilitud de las informaciones” alegadas por la compañía.

Tras trascender la noticia, el fiscal peruano Rafael Vela, coordinador del Equipo Lava Jato, aseguró que el Ministerio Público peruano “siempre ha respetado de manera escrupulosa todos los acuerdos” en este caso.

EL CASO HUMALA

En ese momento ya se alertó que la suspensión del acuerdo implicaría el aplazamiento de los interrogatorios de varios exdirectivos de Odebrecht programados como testigos en el juicio oral contra Humala.

El exgobernante es procesado, junto con su esposa, Nadine Heredia, por la presunta financiación irregular del Partido Nacionalista durante las campañas electorales de 2006 y 2011, y se enfrenta a un pedido de 20 años de cárcel por lavado de activos.

Además, es el primer expresidente peruano que va a juicio oral por el escándalo Lava Jato, aunque, de igual forma, han sido denunciados por presunto lavado de activos Alejandro Toledo (2001-2006), el fallecido Alan García (2006-2011) y Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018), así como Keiko Fujimori, quien se ha postulado tres veces a la presidencia de Perú.

Odebrecht firmó un acuerdo de colaboración con la Fiscalía de Perú en 2018, un proceso por el que la empresa reconoció los casos de corrupción y se dispuso a reparar al Estado por los daños civiles ocasionados por los sobornos ofrecidos durante años para la obtención de obras.

Publicidad