Publicidad

Lima, 21 mar (EFE).- A menos de una hora en bote de Lima descansan un conjunto de islas en las que habitan miles de lobos marinos, pingüinos y una gran variedad de aves que se han convertido en el primer destino peruano sostenible en obtener el premio ITB Earth Award 2024, otorgado en Alemania por una de las ferias turísticas más importantes del mundo.

Fotografía de un grupo de lobos marinos en la isla Palomino, el 19 de marzo del 2024, cerca a las costas de Lima (Perú). EFE/ Paolo Aguilar

“Nosotros nos sentimos honrados y también muy orgullosos de haber recibido este premio especial por primera vez en el Perú. El ITB Earth World 2024 Green Destination consiste en un conjunto de herramientas que han permitido que este destino sea sostenible”, indicó a EFE el jefe de la Reserva Nacional Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras, Óscar García Tello.

Fotografía de un grupo de lobos marinos en la isla Palomino, el 19 de marzo del 2024, cerca a las costas de Lima (Perú). EFE/ Paolo Aguilar

Las islas Cavinzas e islotes Palomino se encuentran frente a la provincia portuaria del Callao y en un paseo en bote se pueden recorrer las formaciones rocosas mientras se admira la fauna local desde el océano, en una actividad turística que no genera contaminación y que les ha valido dicho reconocimiento internacional.

Estas islas e islotes forman parte de la Reserva Nacional Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras que es administrada por el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp), un organismo adscrito al Ministerio del Ambiente.

“El destino sostenible se ha construido de manera integral, conjunta y participativa con las instituciones privadas y los operadores turísticos, y la formalización a través de otorgamiento de derechos”, señaló García desde una de las embarcaciones.

En ese sentido, explicó que cinco empresas han firmado contratos de operaciones turísticas, las cuales han cumplido “con todos los lineamientos que el Estado exige”, así como garantizar la seguridad y no contaminar.

“Hay una suma de lineamientos y prácticas que permiten que esta actividad no impacte en el ecosistema natural marino de esta área”, indicó.

García Tello añadió que gracias a la participación conjunta de las autoridades y de los operadores turísticos, quienes también colaboran y han contribuido con el Ministerio de Ambiente para dar las normas, estos lineamientos se han convertido en efectivos.

“Esta regulación ha permitido que se garantice este destino como un destino sostenible en el tiempo. Ha sido un reconocimiento muy especial porque ha habido un concurso a nivel de todos los continentes realizado por una institución de las cuales evalúan las diferentes condiciones de las cuales se implementan el turismo en el área”, dijo García.

Aseguró que estas características han permitido la calificación especial para que este reconocimiento llegue por primera vez a Perú.

En el recorrido se pueden observar e incluso nadar entre la comunidad de más de 5.000 lobos marinos, además de avistar zarcillos, pingüinos de Humboldt y pelícanos.

“Es importante invitarlos a conocer la experiencia con la naturaleza y también conocer un poco la historia de la isla Palomino, y también de Cavinzas. Son muy importantes por su población de fauna silvestre, así como también su parte histórica dentro de lo que es la producción de guano de isla”, sostuvo García.

El guano, el sustrato resultante de la acumulación masiva de excrementos de aves marinas, fue una gran fuente de riqueza en Perú en el siglo XIX.

Publicidad