Publicidad

Brasilia, 15 mar (EFE).- El presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, afirmó este viernes que su homólogo argentino Javier Milei y el exmandatario Jair Bolsonaro están “contra el sistema” e instó a defender los valores democráticos frente a la ultraderecha que ambos representan.

“La democracia está corriendo riesgos”, dijo Lula en un encendido discurso pronunciado durante un acto celebrado en Porto Alegre, en el sur de Brasil, y atribuyó esas amenazas a la nueva extrema derecha.

Según el líder progresista, “antes era la izquierda la que criticaba al sistema”, pero ahora lo hace la ultraderecha, lo cual le impone nuevos “desafíos” a la democracia y sus valores.

“Quienes son contra el sistema ahora son Milei, en Argentina, o Bolsonaro, que hasta hoy no reconoce su derrota en las elecciones” de 2022, afirmó Lula, quien en esos comicios fue elegido presidente por tercera vez, tras haber gobernado Brasil durante dos períodos consecutivos, entre 2003 y 2010.

“Antes en la política teníamos adversarios” y no “enemigos”, pero ahora “eso acabó en Brasil, en Estados Unidos, en España y está acabando en Portugal”, declaró el mandatario, quien instó a recuperar “el humanismo” y “el valor de las instituciones que son garantes de la democracia”.

Sostuvo que “hoy la política está tomada por el odio” y que, “en las luchas que vienen por delante, es importante recordar que lo que corre riesgo en el mundo es la democracia”.

Según Lula, esos riesgos se deben a la expansión “del fascismo, el nazismo, de esa extrema derecha rabiosa ignorante y bruta, que ofende a las personas, no cree en ellas” y las “engaña con máquinas de mentiras” difundidas por la internet y las redes sociales.

“Es más fácil decir que todos los políticos son ladrones, que las instituciones no funcionan, que las cortes supremas molestan, que los sindicatos no valen nada y que nada vale nada”, enfatizó, para agregar que es preciso “pelear contra ese pensamiento perverso y malvado”.

Alertó además sobre el peligro que entrañan las nuevas tecnologías y dijo que el ser humano no llega “a usar toda su inteligencia y ahora la quieren sustituir por la inteligencia artificial”, frente a lo que no se contuvo y apostilló: “¡Qué mierda!”.

Según Lula, el mundo vive uno de sus momentos más “grotescos”, en el que “la verdad no vale nada y la mentira vale todo”, por lo que el campo progresista debe “luchar” por convencer a las personas de que “no son algoritmos”, sino “seres humanos que quieren solidaridad y fraternidad”.

Publicidad