Majadahonda (Madrid), 11 oct (EFE).- Marcos Llorente, centrocampista del Atlético de Madrid, ya está en la parte final de su recuperación de la lesión muscular en el aductor sufrida en los instantes finales del último partido contra el Barcelona y apunta al duelo de la Liga de Campeones ante el Liverpool de la próxima semana.

El técnico del Atlético de Madrid, Diego Simeone (i), dirige el entrenamiento de este lunes en la Ciudad Deportiva Wanda de Majadahonda. EFE/ atleticodemadrid.com.

Aplazado el choque liguero del fin de semana contra el Granada, por la convocatoria de sus internacionales suramericanos y la cercanía del partido europeo contra el conjunto inglés, el próximo martes en el estadio Wanda Metropolitano, ese es el desafío más inmediato del Atlético, en el que se prevé a Marcos Llorente.

El centrocampista francés del Atlético de Madrid Thomas Lemar, durante el entrenamiento de este lunes en la Ciudad Deportiva Wanda de Majadahonda. EFE/ atleticodemadrid.com

Ya ultima su puesta a punto el centrocampista, mientras prosiguen con su recuperación los otros tres lesionados, todos musculares, que tiene actualmente el equipo: Stefan Savic, lesionado ante el Barcelona y aún sancionado en Europa; Matheus Cunha, que ya fue baja ante el bloque azulgrana; y José María Giménez, que sufrió una dolencia muscular en el partido de su selección ante Colombia, que fue baja ante Argentina y es seria duda para recibir al Liverpool, pendiente de las pruebas médicas a las que será sometido el central.

El resto estarán a disposición del técnico argentino, salvo contratiempo a lo largo de esta semana, en la que Diego Simeone irá recuperando día a día a sus internacionales. Los primeros serán el español Koke Resurrección, el francés Antoine Griezmann y el belga Yannick Carrasco, una vez concluida la final de la Liga de Naciones.

Después, al esloveno Jan Oblak, que la noche de este lunes, juega frente a Rusia en la fase de clasificación para el Mundial de Catar 2022, y al inglés Kieran Trippier y finalmente al mexicano Héctor Herrera, al uruguayo Luis Suárez y a los argentinos Ángel Correa y Rodrigo de Paul, que, en principio, no volverán a Madrid hasta el sábado.