Publicidad

Redacción Deportes, 4 ene (EFE).- Con un contrato de solo seis meses, pero la intención de prolongar su actividad hasta 2026, el mexicano Guillermo Ochoa debutó como titular este miércoles en la Liga italiana con la Salernitana frente al Milán, en el partido de la decimosexta jornada que marca la reanudación de la Serie A tras el Mundial de Qatar.

Ochoa, titular en los tres partidos que disputó el “Tri” en Catar -en el que le llegó a detener un penalti al polaco Robert Lewandowski-, regresa al fútbol europeo, tras su paso por Francia (Ajaccio), España (Málaga y Granada) y Bélgica (Standard de Lieja). Es el único arquero mexicano que ha jugado en cuatro países europeos.

Su decisión, que le supone rebajar considerablemente el sueldo que percibía con Las Águilas del América, viene motivada por el objetivo de tratar de mantenerse al máximo nivel hasta el Mundial de 2026, al que llegará con casi 41 años y que México coorganizará junto a Estados Unidos y Canadá, según desveló el director deportivo de la Salernitana, Morgan de Sanctis.

 “Cuando nos conocimos, inmediatamente mostró mucha ilusión y ganas de venir a jugar a Italia porque quiere lograr su objetivo de participar en su sexta Copa del Mundo”, dijo De Sanctis, exguardameta entre otros de Juventus o Sevilla, al anunciar el fichaje.

Internacional en 135 ocasiones, Ochoa disputó en Catar su quinto Mundial consecutivo, con lo que igualó a sus compatriotas Antonio Carbajal, Rafael Márquez y Andrés Guardado, al alemán Lothar Matthaeus, al italiano Gianluigi Buffon, al argentino Leo Messi y al portugués Cristiano Ronaldo, los jugadores que han participado en más Copas del Mundo.

Publicidad