Bruselas, 9 ene (EFE).- Entre 5.000 personas, según la policía, y cerca de 25.000, de acuerdo con los organizadores, participaron este domingo en una manifestación en Bruselas para protestar contra las restricciones impuestas por la pandemia de coronavirus.

EFE/EPA/JULIEN WARNAND

Según las estimaciones de la televisión francófona belga RTBF, unas 10.000 personas estuvieron presentes en la marcha.

EFE/EPA/JULIEN WARNAND

Durante la manifestación, la cuarta de este tipo organizada en los últimos meses, los participantes portaron pancartas en las que se leían consignas como “Libertad” o “No a la vacunación obligatoria”.

El acto, organizado por el movimiento “Juntos por la libertad”, que agrupa a diferentes asociaciones, comenzó en torno a las 12.00 GMT delante de la estación del Norte en Bruselas y poco después de las 15.00 GMT los manifestantes llegaron al parque del Cincuentenario.

El objetivo de la acción era denunciar las restricciones sanitarias desde el inicio de la pandemia y en particular rechazar la obligación de vacunar al personal sanitario, así como el pase sanitario, bautizado en Bélgica como “Covid Safe Ticket”.

Otros denunciaron la decisión de las autoridades belgas de autorizar la vacunación de los niños entre 5 y 11 años.

Durante la protesta se produjeron algunos incidentes y varias detenciones, según la radiotelevisión RTBF.

El primer ministro belga, Alexander De Croo, dijo por su parte hoy en una entrevista en la cadena de televisión flamenca VTM que “no está prohibido” manifestarse y que hay “una gran mayoría silenciosa que hace lo que hay que hacer”.

Además, defendió la legalidad del pase sanitario y se mostró sorprendido de que se cuestione su carácter científico.

Publicidad