Publicidad

Leópolis (Ucrania), 23 nov (EFE).- Cerca de un millón y medio de personas están sin electricidad en la ciudad occidental ucraniana de Leópolis, que quedó sin luz completamente tras la última oleada de ataques de misiles rusos, informó el responsable de la administración militar, Maksym Kozytskyi.

Los ataques alcanzaron dos subestaciones eléctricas en la región y el responsable miliar agregó que tres distritos están sin electricidad y que los equipos de reparación ya han comenzado a trabajar para recuperar el suministro.

Kozytskyi afirmó que si no es posible reanudar el suministro “rápidamente” se abrirán “estaciones de calefacción” en las áreas afectadas. Allí la población podrá calentarse, comer y beber algo caliente y estar en contacto con sus familiares.

La creación de unos cuatro mil de esos puntos especiales de suministro de calefacción y alimentos fue anunciada este martes por el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski.

El alcalde de la ciudad, Andriy Sadovyi, dijo que no se registraron ataques específicos en objetivos en la ciudad. La calefacción centralizada y el suministro de agua se interrumpieron de manera temporal hasta que se consiga conectar los generadores diésel.

El transporte público que funciona con electricidad tampoco está operativo.

Cuando las alarmas antiaéreas acabaron los escolares pudieron abandonar los refugios para ir a los colegios. Algunos restaurantes están ya aceptando clientes y operan con generadores.

Ya se pueden ver luces en las ventanas de algunos edificios, incluido el que alberga el consejo municipal. Según un empleado de la institución, no se espera que se reanude el servicio de electricidad durante el día de hoy.

Publicidad