Publicidad

Lima, 21 ene (EFE).- Las entradas para el sitio arqueológico de Machu Picchu, en el sur de Perú, comenzaron a ser vendidas desde este sábado en una nueva plataforma virtual, una medida que generó la protesta de algunos sectores vinculados con el turismo de la región del Cuzco.

Tal como anunció la ministra peruana de Cultura, Leslie Urteaga, los boletos se pusieron a la venta desde las 15:00 hora local (20:00 GMT) por la plataforma tuboleto.cultura.pe.

Desde finales de diciembre pasado ya se habían comenzado a ofrecer las entradas mediante la modalidad virtual en la página machupicchu.gob.pe y por la extranet de la Dirección Desconcentrada de Cultura del Cuzco.

Urteaga señaló este sábado que la medida se logró gracias al “trabajo intenso de la mano con el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo, Ministerio de Ambiente, el Gobierno Regional del Cuzco y la Municipalidad de Machu Picchu Pueblo, así como organizaciones de la sociedad civil”.

“Hemos asumido que este reto es necesario”, enfatizó antes de rechazar las afirmaciones de un sector de ciudadanos que afirma que este es un primer paso para privatizar el famoso sitio arqueológico.

“Yo misma estoy en contra. Machu Picchu es de todos los peruanos y peruanas”, acotó antes de añadir que la nueva plataforma “es amigable, segura y transparente” y cuenta “con el servicio especializado de una empresa privada peruana”.

Medios locales señalaron que ante el inminente inicio de la venta de entradas virtuales se presentaron nuevas protestas de operadores y guías de turismo en diferentes zonas del Cuzco, incluso en el pueblo de Machu Picchu.

A pesar de estas protestas, las actividades turísticas se desarrollaron con normalidad, por lo que los visitantes pudieron acceder a la zona arqueológica sin problemas.

El Ministerio de Cultura confirmó que en la plataforma se venderán las entradas con fecha hasta el 31 de diciembre de 2024, mientras que 1.000 boletos se seguirán vendiendo diariamente de manera presencial en el centro cultural de Machu Picchu Pueblo.

El aforo diario para este año en el sitio arqueológico ha sido establecido en 4.500 visitantes, aunque este “podrá aumentar en fechas determinadas por la mayor afluencia”, acotó.

El anuncio de que se iba a vender las entradas a Machu Picchu de manera virtual ya generó en diciembre pasado un enfrentamiento entre los responsables de Cultura de Perú con autoridades locales y pobladores del Cuzco vinculados directamente con el famoso sitio arqueológico.

Tras esas discrepancias, el ministerio suspendió la venta virtual hasta inicios de 2024 con el objetivo de cumplir con “un breve tiempo de reconocimiento y familiaridad con la nueva plataforma, en atención a la demanda del sector turístico formal”.

En la plataforma digital también se venden los boletos para el Complejo Arqueológico de Kuélap, en la región selvática de Amazonas; las Líneas de Nazca, en la región sureña de Ica; y el Museo de Sitio y Complejo Arqueológico Chan Chan, en la ciudad norteña de Trujillo.

Además, el Cuarto de Rescate y Conjunto Monumental Belén, en la norteña Cajamarca; el Museo de Arte Italiano y el Museo Pachacamac, en Lima; y el Museo Nacional de Chavín, en la región norteña de Áncash.

Publicidad