Publicidad

Roma, 13 de mayo—Daniel Noboa, Presidente de Ecuador, realizó una visita significativa al hospital pediátrico ‘Bambino Gesù’, el más grande de su tipo en Europa y parte de la estructura sanitaria del Vaticano. Acompañado por su esposa, Lavinia Volbonesi, la pareja fue acogida por altos funcionarios del hospital, incluyendo al presidente del centro, Tiziano Onesti, y al director Massimiliano Rapone.

Durante su estancia, la delegación ecuatoriana tuvo la oportunidad de conocer de cerca las instalaciones de la unidad de cardiocirugía del hospital, que realiza cerca de 600 operaciones cardíacas a neonatos y niños cada año. La visita es parte de una evaluación continua de la colaboración entre Ecuador y el ‘Bambino Gesù’, que se ha fortalecido gracias a la intermediación de la Organización Internacional Italo-Latinoamericana (IILA).

El hospital ‘Bambino Gesù’ ha sido un aliado clave para el hospital Baca Ortiz de Quito en varios frentes, especialmente durante la gestión de la pandemia de COVID-19. Además, se mantienen iniciativas conjuntas en el campo de la cardiocirugía, que incluyen la formación a distancia de médicos ecuatorianos y asesoramiento en casos clínicos complejos.

Según se anunció, en los próximos meses se espera que seis médicos ecuatorianos se unan a la unidad de cardiocirugía del ‘Bambino Gesù’ tras un periodo de formación telemática. Este programa forma parte de los esfuerzos del hospital vaticano para extender su colaboración y formación a profesionales de la salud de otros 18 países.

La visita se llevó a cabo después de un encuentro del Presidente Noboa con el papa Francisco en la Ciudad del Vaticano, subrayando la importancia de la cooperación internacional en el sector salud y el compromiso de Ecuador con la mejora continua de sus servicios médicos pediátricos.

Publicidad