Publicidad

Madrid, España, 3 de mayo.- Andrey Rublev demostró su maestría en tierra batida al vencer con autoridad al estadounidense Taylor Fritz en las semifinales del Masters 1000 de Madrid. El tenista ruso se impuso por 6-4 y 6-4, asegurando su lugar en la final del torneo por primera vez en su carrera.

Rublev, séptimo cabeza de serie en la Caja Mágica, buscará su decimosexto título ATP y el segundo de la temporada 2024. El ruso, que ha superado las expectativas en Madrid, llega a la final con una racha de cinco victorias consecutivas, tras haber llegado al torneo con cuatro derrotas seguidas.

La clave de la victoria de Rublev estuvo en su sólido servicio y su capacidad para dominar los intercambios desde el fondo de la pista. El ruso solo cedió su saque una vez en el primer juego del partido, pero rápidamente recuperó el break y se hizo con el control del set. En el segundo set, Rublev volvió a quebrar el servicio de Fritz en el sexto juego y mantuvo la ventaja hasta el final del partido.

“Sentía mucha presión por alcanzar la final pero he jugado bien. He superado la tensión del principio y he ido a mejor”, declaró Rublev tras el partido. El ruso destacó la importancia de la resiliencia en el tenis: “Esto es el tenis; hay buenos momentos y otros no tan buenos y siempre el tenis da una oportunidad para dar la vuelta a la situación”.

Rublev se enfrentará en la final al ganador del partido entre el canadiense Felix Auger-Aliassime y el checo Jiri Lehecka. La final del Masters 1000 de Madrid promete ser un emocionante duelo entre dos de los mejores jugadores del circuito. Rublev, con su experiencia y su solidez en tierra batida, buscará conquistar su primer título en un Masters 1000.

Publicidad