Publicidad

Manila, 2 nov (EFE).- Un terremoto de magnitud 5,7 sacudió este jueves las aguas al este de la región central de Filipinas, sin que las autoridades informaran de momento sobre posibles daños o declararan alerta de tsunami.

El servicio geológico de Estados Unidos, que registra la actividad sísmica en todo el mundo, situó el hipocentro del sismo a 19 kilómetros de profundidad, frente a la costa oriental de la isla de Samar a las 14:50 hora local (6.50 GMT).

El temblor ocurrió a 36,4 kilómetros de la localidad costera de Hernani y a 52,6 kilómetros de la de Guiuan.

Filipinas se asienta sobre el llamado Anillo de Fuego del Pacífico, una zona de gran actividad sísmica y volcánica en la que cada año se registran unos 7.000 terremotos, la mayoría de ellos moderados.

Publicidad