MADRID, 18 NOV.- Según ha informado su discográfica, el madrileño Alejandro Sanz estará acompañado de una banda compuesta en su mayoría por músicos habituales de sus giras y realizará un repertorio “especialmente elegido para la ocasión”, con grandes éxitos “revisitados de forma inédita” y temas “nunca antes interpretados en directo”, además de alguna que otra “sorpresa”.

Las entradas estarán disponibles a partir de este miércoles 18 de noviembre a las 19.00 (hora española). Además, quienes la adquieran de manera anticipada podrán acceder a una entrevista sobre la preparación del evento y optar a un encuentro virtual con el cantante y dos entradas VIP para el concierto que elijan a celebrarse en el año 2021.

Este concierto en streaming no será el primero que el artista español ofrezca a sus seguidores, ya que fue uno de los primeros en intentar paliar los efectos del encierro en el arranque de la pandemia. Entonces de manera gratuita, amenizó el confinamiento en un show junto a su amigo Juanes y varios músicos más.

Alejandro Sanz, quien ultima en estos momentos un documental sobre el encierro con testimonios de personas de todo el mundo, vio congelada la gira internacional de su último álbum, #ElDisco.

No todo han sido malas noticias para el autor de Corazón partío, que ha visto gratificado el esfuerzo de ese trabajo con tres nominaciones a los Latin Grammy, que se entregarán el próximo 21 de noviembre y que podrían reforzar su estatus como el artista español con más premios Grammy de la historia, con un total de cuatro galardones y 24 Latin Grammy.

Asimismo, según reveló en una reciente entrevista con Efe, ha dedicado los últimos meses de parón a preparar nuevas canciones que podrían recalar en un nuevo álbum de estudio para el año que viene.

La pandemia también está afectando a la grabación de música

Alejandro Sanz siente que la pandemia no sólo ha apagado la música en directo sino que también está reduciendo la creatividad y la «capacidad de colaborar» en los estudios, «donde se crea una conexión artística inigualable».

«Ahora se están desarrollando más las aplicaciones para que los músicos graben a distancia, pero nunca va a ser igual», explicó el artista.

Estas declaraciones surgen días antes de que se celebren los Latin Grammy en EEUU, la gran fiesta de la música latina que este año será de forma digital por la pandemia del coronavirus.

Sanz no podrá acudir a la ceremonia del jueves a pesar de sus tres nominaciones con las que podría reforzar aún más su estatus como el artista español con más premios Grammy y Latin Grammy de la historia.

Pero los eventos no son los únicos afectados en el mundo musical por la pandemia, también la poca grabación en directo y las dificultades para colaborar en los estudios, que están alterando la música que se crea durante estos tiempos excepcionales.

«Este tipo de cosas cambian el tablero de juego, hay que adaptarse hasta que llegue la normalidad de verdad, no esa que llaman la NN (nueva normalidad)», aseguró el cantante.

La reflexión del artista llegó después de hablar de su colaboración con Tini Stoessel en «Un Beso en Madrid», una canción grabada bajo las reglas de la pandemia.

«Eché de menos trabajar juntos en el estudio. En otras ocasiones he tenido tiempo de compartir, agarrar la guitarra, discutir un acorde…», reconoció antes de aclarar: «La canción no necesitaba nada pero si me hubiera gustado entrar en el estudio».

«En persona se crea una conexión artística inigualable a través del WhastApp», razonó.

Además de no poder reunirse con músicos en los estudios, Sanz vio congelada la gira internacional de su último álbum, «#ElDisco».

«La situación no es la normal y eso no ayuda mucho a la creatividad», opinó.

«ES LÓGICO QUE ESTEMOS ENFADADOS, CADA UNO CANALIZA SU RABIA CÓMO PUEDE»

Pero el cambio de planes por la pandemia no frenó la creatividad del autor de «Corazón Partío», quien ultima en estos momentos un documental sobre el encierro con testimonios de personas de todo el mundo a raíz del tema «#ElMundoFuera».

Será lanzado durante los primeros meses del confinamiento y candidato a ser la canción del año en los Latin Grammy.

«Hemos recibido muchos videos de todas partes del mundo», afirmó.

«Es lógico que estemos enfadados, estábamos saliendo de una crisis muy larga, parecía que todo iba bien y este frenazo no ayuda -señaló-. Cada uno canaliza su rabia como puede, en una dirección u otra».

El próximo 5 de diciembre, Sanz ofrecerá desde Madrid un concierto exclusivo en «streaming» para todo el mundo con el objetivo de despedir el aciago 2020.

«ES LA OCASIÓN EN LA QUE VEO MÁS FUERTE A LA MÚSICA LATINA EN TODA MI CARRERA»

Antes de ese concierto, Sanz estará pendiente de lo que suceda en los Latin Grammy. A pesar de que seguirá los premios desde Madrid y del año nefasto que ha vivido la industria musical, el cantante cree que los latinos tienen motivos para celebrar.

«Durante toda mi carrera, esta es la ocasión en la que veo más fuerte a la música latina», consideró.

Sanz cree que «siempre ha sido importante» pero este año ha sido el momento en el que «ha dado el ‘sorpasso’ para llegar al mercado anglosajón» con colaboraciones habituales entre músicos latinos y anglosajones.

Fuente: EFE