Enfrentamientos entre cientos de manifestantes cubanos en Santiago de Chile

Santiago de Chile, 16 jul (EFE).- Enfrentamientos y disturbios entre grupos de cubanos residentes en Chile se registraron en la mañana de este viernes frente al consulado de Cuba, ubicado en Santiago, donde había convocada una marcha para apoyar las manifestaciones de la isla, las más graves en 27 años.

Al grito de “Viva Cuba libre”, más de 200 personas se juntaron ondeando banderas y golpeando cacerolas a las afueras de la sede diplomática, en apoyo a las protestas antigubernamentales que empezaron el pasado domingo en el país caribeño.

Al poco tiempo, y según cifras oficiales, un grupo de 150 cubanos que apoyan al Gobierno del presidente Miguel Díaz-Canel llegaron a la zona y comenzaron a increpar a los manifestantes hasta lograr desplazarlos de las inmediaciones del consulado.

Los enfrentamientos entre ambos bandos duraron varias horas, lo que desató la llegada de varias unidades de la Policía que trató de dispersarlos y se saldaron con al menos un ciudadano herido y un detenido.

“Estoy acá para defender a mi pueblo de los comunistas dictadores y para defender que a los cubanos no nos repriman y nos maten. Pedimos libertad”, exclamó Jorge Santos, que pedía “el fin del régimen castrista”.

Es todo por culpa del bloqueo que Estados Unidos mantiene desde hace años. Tenemos que aspirar a que no existan intervencionismos que amenacen a la libertad de un pueblo”, agregó en tanto Laura Díaz, una joven chilena que afirmaba estar “protegiendo el consulado”.

Simpatizantes del Gobierno cubano se manifiestan hoy en contra del bloqueo económico estadounidense a la isla, mientras opositores al régimen exigen la liberación de los presos políticos, frente al Consulado de Cuba en Santiago (Chile). EFE/Elvis González

Miles de personas tomaron el domingo las calles de Cuba para protestar contra el Gobierno al grito de “libertad!” en una jornada inédita que se saldó con decenas de detenidos y enfrentamientos después de que Díaz-Canel conminara a sus partidarios a salir a enfrentar a los manifestantes.

Las protestas, las más fuertes que han ocurrido en Cuba desde el llamado “maleconazo” de agosto de 1994, se produjeron con el país sumido en una grave crisis económica y sanitaria, con la pandemia fuera de control y una fuerte escasez de alimentos, medicinas y otros productos básicos, además de largos cortes de electricidad.

Las autoridades del país caribeño aún no han ofrecido datos oficiales sobre los detenidos y desaparecidos, mientras organizaciones internacionales, activistas y listados que circulan por las redes sociales los cifran en centenares.

EFE